Embarazada y con picores por todo el cuerpo

El picor durante el embarazo es un síntoma tan frecuente que puede llegar a afectar hasta al 15% de todas las mujeres encinta. Es un síntoma común, pero también molesto que supone un motivo de consulta muy frecuente. Normalmente, el picor de la piel en la gestante suele aparecer en el tercer trimestre del embarazo, aunque no es raro que comiencen a partir del segundo trimestre.

Este picor puede ser muy variable en intensidad, localización, o momento del día en el que aparece. Además, puede llevar asociado una lesión en la piel, como manchas o máculas, vesículas pequeñas o incluso lesiones de rascado, o por el contrario no tener ninguna lesión asociada.

Picor por distensión de la piel
El picor más frecuente en las embarazadas es el que aparece a partir del segundo trimestre, el que se encuentra localizado en el abdomen y caderas y que está asociado a la distensión de la piel. Es un picor que puede llegar a ser muy molesto, pero que responde a los tratamientos locales y desaparece después del parto.

Picor por dermatosis gestacional
Existen otros tipos de picor, que aparecen relacionados con enfermedades dermatológicas típicas del embarazo (son las dermatosis gestacionales). Éstas incluyen el herpes gestacional, la erupción polimorfa del embarazo o la foliculitis gestacional. Estas enfermedades llevan asociadas lesiones típicas en la piel que deberían ser valoradas por un obstetra e incluso por un dermatólogo. El picor suele ser más intenso, y en ocasiones puede ser necesario tratamiento más intenso, ya no sólo aplicando lociones o cremas, sino con fármacos que ayuden a calmar el prurito.

Picor por colestasis intrahepática
Por último, existe un picor muy típico que puede aparecer en las gestantes, asociado a una enfermedad hepática, la llamada colestasis intrahepática del embarazo. Es un picor intenso, principalmente en planta de los pies y en las palmas de las manos, que empeora por la noche y que incluso puede llegar a impedir el descanso nocturno. En este caso pueden existir implicaciones médicas tanto parra la madre como para el bebé, por lo que debe ser un hecho que debes de consultar con tu obstetra.

Los tratamientos para el picor pasan desde aplicación en la zona del picor de lociones y cremas calmantes (con mentol) o aplicación de otras cremas con fármacos que limitan y disminuyen el picor, hasta tratamientos con fármacos para el picor de forma mantenida en el tiempo y corticoides.

En casos muy extremos y resistentes al tratamiento se pueden plantear incluso ingreso hospitalario para el control de los síntomas. Recuerda que si estas embarazada no tienes por qué sufrir este síntoma: coméntaselo a tu médico para que pueda aconsejarte el tratamiento mejor para ti.

 
Natalben: El Embarazo y tus dudas

Blog del embarazo

Sobre el blog
 

El blog de Las dudas de mi espera, surge de las inquietudes y preocupaciones de todas aquellas gestantes que acuden a nuestras consultas. Son todas ellas y todas vosotras las creadoras de esta plataforma de información, desarrollada con el único fin de ayudar a las futuras mamas que quieren hacer de su espera un momento lleno de felicidad y tranquilidad.

 
Sobre las autoras

Las ginecólogas Miriam de la Puente y Diana Cuenca trabajan en el servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Clínico San Carlos (Madrid). Apasionadas de las nuevas tecnologías, apuestan por la información médica especializada en internet.

Ginecólogas del blog del embarazo
 
Twitter
Facebook