Semana 32 de embarazo gemelar monocorial

La ecografía valora el crecimiento y bienestar de los bebés

En la semana 32 de embarazo gemelar monocorial (una sola placenta) te realizarán una ecografía para comprobar el latido cardiaco de cada bebé así como valorarán el crecimiento de ambos mediante la medición de la cabeza (diámetro biparietal), el abdomen (circunferencia abdominal) y la longitud del fémur. Se acompañará de un Doppler de arterias umbilicales de cada feto.

La ecografía en el tercer trimestre de embarazo gemelar no difiere de la que se realiza en las gestaciones únicas. Sobre todo se valora el crecimiento de ambos fetos para descartar el crecimiento intrauterino retardado de uno de los fetos. Ya en estas semanas podemos ir viendo como están colocados los bebés o lo que se denomina técnicamente las presentaciones fetales. La colocación de los bebés dentro del útero va a determinar el tipo de parto, aunque en estas semanas de gestación todavía hay probabilidad de que se modifiquen.

Controlar el correcto crecimiento de los bebés

Embarazo gemelar semana 32
Quizás lo más importante de esta ecografía es valorar si los dos fetos están creciendo adecuadamente y descartar posibles discordancias de crecimiento o un cuadro llamado crecimiento intrauterino restringido de uno de los dos fetos.

Es importante también valorar cómo están colocadas las placentas, ya que esta ecografía nos permite detectar algunas complicaciones que son más frecuentes en las gestaciones gemelares como la placenta previa o la vasa previa. También se puede ver la inserción de los dos cordones umbilicales en ambas placentas. La cantidad de líquido amniótico en ambas bolsas es una medida que no debe faltar en la ecografía, pues es un indicador de bienestar fetal.
De nuevo es importante la cervicometría o medición del cuello uterino, independientemente de que tu hayas o no tenido contracciones. Si el cérvix es menor de 25 milímetros se valorará la colocación de un pesario cervical en los centros donde se coloquen. Aun así, debes saber que tienes que restringir tu actividad física porque puede contribuir al desencadenamiento de contracciones. En la semana 32 de embarazo el cuello uterino suele haberse acortado con respecto a las medidas previas.

Cómo se encuentra la embarazada de gemelos de 32 semanas

 
Puedes notar contracciones uterinas diarias. Si no son rítmicas ni regulares, en principio no tienes por qué preocuparte. Son las llamadas contracciones de Braxton Hicks en las que el útero se contrae desde el fondo (arriba) hasta la vagina (abajo).


No son dolorosas pero sentirás que la tripa se te pone dura. Su duración oscila entre 30 a 60 segundos y corresponden a las contracciones del músculo del útero para prepararse para el momento del parto. Estas contracciones en vosotras, las mamás de embarazos gemelares, aparecen mucho antes que en las gestaciones únicas. No son contracciones ni rítmicas ni regulares. También puedes notar contracciones focales o parcheadas en una zona localizada del útero. Se deben a los movimientos de los bebés que en vosotras son mucho más frecuentes.

Algunos obstetras, obvian los análisis de la semana 28 de embarazo y en esta semana os piden los análisis del tercer trimestre al igual que en una gestación única. En principio, debido a la mayor tendencia a la anemia, suelen solicitarse cuatro analíticas en la gestación gemelar, en comparación con las tres analíticas rutinarias de la gestación única.

 

Dolor localizado en las costillas

Puedes quejarte de dolor en las costillas, generalmente muy localizado. Es la llamada neuritis del intercostal y se debe a una irritación de alguno de los nervios que discurren entre las costillas y que se ven comprimidos por el útero, que en estas semanas se encuentra ya muy alto. La solución a este dolor, que a veces llega a ser insoportable, es la colocación a ese nivel de calor local con un trapo planchado o la toma de paracetamol..

Ardores o reflujos muy frecuentes

También son muy frecuentes los ardores o reflujos en la gestante. Prácticamente no os libráis ninguna de las embarazadas de gemelos de este síntoma, ya que la compresión del útero sobre el estómago favorece mucho más el reflujo de jugos gástricos hacia el esófago que en las gestaciones únicas. Además, la progesterona contribuye a la relajación del esfínter esofágico inferior y al reflujo de jugos gástricos del estómago al esófago. Puedes tomar ranitidina 150 mg antes del desayuno y antes de la cena. En casos muy severos, puede administrase omeprazol 20 mg una vez al día. Pero estos medicamentos debe recetártelos tu tocólogo. Recuerda no cenar muy tarde y no tumbarte nada más comer o cenar.

Todos los síntomas y signos de los que hemos hablado anteriormente, excepto las náuseas, ahora estarán en su momento más florido: ardores, edemas, varices, estrías, picores de la piel, lumbalgias, etc. Antes de salir de la consulta te deben tomar la tensión y pesar. A partir de ahora, el control de tu embarazo ya no va a ser mensual sino bisemanal.
 
 
Dra. María de la Calle Fernández-Miranda Responsable de la Consulta de Embarazos Múltiples
Unidad de Tocología de Alto Riesgo del Servicio de Obstetricia del Hospital La Paz (Madrid).