Ovulación: preguntas, respuestas y falsos mitos

La verdad sobre los días fértiles de la mujer

 

Ovulación: días fértiles de la mujer  
Con la ovulación comienzan los días fértiles de la mujer, cuando el óvulo está listo para ser engendrado y más posibilidades tiene de quedarse embarazada.

Es el proceso más importante del ciclo menstrual, pero en torno a él se han creado muchos mitos. Descubre la realidad sobre la ovulación.




Ángela del Tío
 
 
 
 

Cómo se produce la ovulación

 
"En la ovulación, el óvulo se libera del folículo para que la trompa de Falopio lo capte y así se pueda producir una fecundación con los espermatozoides depositados en la vagina, tras una relación sexual o una inseminación artificial.
 
La ovulación se produce por la acción de las hormonas. Al principio del ciclo menstrual el organismo de la mujer empieza a producir hormona foliculoestimulante, para estimular a los folículos, que se encuentran en los ovarios, en cuyo interior se encuentra un óvulo no desarrollado.
 
De esta forma, el óvulo empieza a madurar. Estos folículos, a su vez, empiezan a producir otra hormona, estrógenos. Esto provoca que el endometrio, el tejido que recubre la pared del útero, empiece a engrosarse y a prepararse por si se lleva a cabo la fecundación, para que embrión se implante en él.
 
Cuando el estrógeno alcanza un determinado nivel se empieza a segregar hormona luteinizante (LH) que es la que va a provocar que el óvulo ya maduro se libere del folículo. Y así comienza la ovulación. Si se produce la fecundación ese óvulo fecundado anida en el útero, en el endometrio y si no se produce esa capa se desprende y se produce la menstruación", Dr. Manuel Muñoz Cantero, director de la Clínica IVI de Alicante
 
 
 

Las mujeres nacen con miles de óvulos

 
No es del todo exacto. En realidad nacen con 2.000.000-3.000.000 folículos y cuando llega a la pubertad tiene unos 300.000. Dentro de ellos se encuentra un óvulo inmaduro, junto con otras células que producen las hormonas que precisamente ayudan a que éste madure.
 
 
 

En cada ciclo menstrual se prepara un único folículo

 
Si, por ejemplo, una mujer tiene su primera menstruación a los 13 años y la menopausia a los 50, eso quiere decir que a lo largo de su vida tendrá algo menos de 500 menstruaciones. Sin embargo, cuando llega a la pubertad en sus ovarios se cobijan nada más y nada menos que unos 300.000 folículos.
 
¿Para qué tantos?
 
Porque en cada ciclo menstrual, el organismo femenino selecciona varios folículos que inician el desarrollo. Estos tienen al principio un tamaño muy pequeño y empiezan a crecer a razón de uno o dos milímetros al día.
     
Pero la naturaleza femenina "apostará" solo por un determinado folículo, que seguirá el crecimiento, mientras que el resto se detiene. Finalmente el folículo que contiene el óvulo maduro (los médicos lo llaman Folículo de Graaf) mide entre 2 y 2,8 cm.

Cuando la mujer es joven, la naturaleza femenina selecciona los "mejores" folículos, aquellos en cuyo interior se encuentra el óvulo más sano. Y así, a medida que pasan los años, van quedando menos y de peor calidad. Por eso, las mujeres a partir de los 35 años tienen más dificultades para quedarse embarazadas y sufren más abortos.
  En cada ciclo menstrual se prepara un único folículo
   
     
     

Se ovula 14 días después del primer día de periodo

 
Sí y no. Si la mujer tiene periodos menstruales de 28 días, entonces esta afirmación es cierta, pero si los tiene cada 32 -que es completamente normal-, entonces no. La ovulación se suele producir a mitad de ciclo. Los ciclos pueden ser más o menos largos, según el ovario, pero también influye mucho la edad, de forma que a medida que se cumplen años los ciclos son más cortos.
 
 
 

Siempre que hay menstruación, hay ovulación

 
Siempre que hay una ovulación y no se produce una concepción, se produce la menstruación, pero no al revés. En ocasiones se produce lo que los médicos llaman folículo luteinizado no roto. En este caso el óvulo no sale del folículo, pero se han producido los estrógenos y el endometrio se ha preparado "a medias" para el embarazo. Al no producirse un embarazo (imposible en este caso porque no se ha liberado ningún óvulo) se produce la menstruación, pero puede producirse de forma más tardía a cuando habitualmente se esperaría.
 
 
 

El óvulo no fecundado se expulsa con la menstruación

 
Los óvulos no fecundados no se expulsan con la menstruación. Son "destruidos" por los macrófagos que son una clase de glóbulos blancos que se encargan de "eliminar" todo aquello que no le sirve a nuestro organismo. Con la menstruación se echa la capa que se había preparado en el endometrio para alojar el óvulo fecundado.
 
 

Cuando se toma durante muchos años seguidos la píldora anticonceptiva, se tarda tiempo en ovular

  Ovulación: pildora anticonceptiva
 
Las hormonas, estrógenos y progesterona sintéticas, que contienen la píldora anticonceptiva impide la ovulación, pero solo mientras se toma. Es decir, en el momento que la mujer abandona este método anticonceptivo, vuelve a ser fértil, aunque hayan pasado muchos años desde su última ovulación.
 
   
 

Se pueden tener dos ovulaciones en un mismo ciclo

 
Es posible que se produzcan dos ovulaciones al mismo tiempo. De hecho este es el origen de los gemelos no idénticos: proceden de dos óvulos distintos fecundados por dos espermatozoides.  Lo que es casi imposible es que tras un ovulación, a los pocos días y sin una menstruación de por medio, se produzca otra: los elevados niveles de progesterona que entonces existen impiden la secreción de la hormona que provoca que otros folículos maduren  (la hormona luteinizante y la hormona foliculoestimulante).
 
 
 

Todas las mujeres notan que están ovulando

 
Las mujeres notan que están ovulando  

Algunas sí y otras no. Como ya hemos comentado, el óvulo se encuentra dentro de un folículo que además contiene un líquido. Si este líquido al salir se libera junto con un poco de sangre y se vierte al peritoneo, que es la cubierta interior de la cavidad abdominopélvica, puede provocar una ligera irritación y la mujer siente cierto escozor o dolor.

Algunas mujeres notan ciertas contracciones uterinas por las prostaglandinas (otra sustancia que también participa en el ciclo menstrual). Por suerte esta molestia se produce antes de que el óvulo fecundado llegue al útero (tarda alrededor de cinco días en llegar e implantarse en la pared uterina), por que podría provocar su pérdida.

 
Hay otros signos indirectos que pueden hacer sospechar a la mujer que se encuentra en plena fase de ovulación. Por ejemplo, el moco cervical se vuelve muy fluido. La naturaleza intenta por todos los medios que la mujer se quede embarazada y para ello el moco cervical se vuelve mucho más líquido, con el fin de "ayudar" a los espermatozoides a subir hasta las trompas de Falopio, para que se produzca la concepción. También hay un pequeño incremento de la temperatura basal de la mujer.
     
     
     

Un mes se ovula de un ovario y al mes siguiente del otro

 
No es verdad que un mes se ovule de un ovario y al mes siguiente del otro. No hay reglas. Puede haber tres ovulaciones seguidas de un mismo ovario, y otras tantas en el otro... Hay mujeres que ovulan más de un ovario que de otro, pero lo normal es que a lo largo de su vida reproductiva la mujer reparta sus ovulaciones al 50 por ciento de cada ovario.
 
 
 

Para quedarse embarazada hay que tener relaciones en la misma ovulación

 
El embarazo también se puede dar si se mantienen relaciones un día o dos antes de la ovulación. Es cierto que la vida de un óvulo es corta, entre 24 y 48 horas, pero la vida media de un espermatozoide es de 72 horas. Por lo tanto, la mujer puede quedarse en estado, aunque haya tenido relaciones sexuales días antes de su ovulación.