¿Puedo escuchar el latido de mi bebé cuando quiera?

 

Recientemente he oído hablar a varias mujeres embarazadas sobre un aparato para escuchar los latidos del bebé dentro del útero materno y ciertamente se comercializa. Estos instrumentos son empleados desde hace muchos años por matronas y ginecólogos para la captación del latido fetal.

El aparato en cuestión se denomina comúnmente "sony" o "sonicaid". Su mecanismo de acción se basa en la emisión de ondas de ultrasonidos que van a producir un choque contra los tejidos que van a rebotar y van a ser captadas por la sonda que presenta el aparato. Las ondas que emplea el "sonicaid" son las mismas que se emplean en el método doppler de ecografía .

En el primer trimestre no se sabe si es seguro
Estas ondas son inocuas ya que no se ha demostrado que provoquen ningún problema en el feto, ni ningún efecto perjudicial. El único efecto producido por este tipo de ondas es el aumento de la temperatura de los tejidos. Este aumento de temperatura se ha demostrado seguro en el segundo y tercer trimestre de gestación cuando no supone un tiempo muy prolongado. En el primer trimestre de gestación los datos sobre el efecto del aumento de temperatura son muy escasos, por lo que no podemos establecer la seguridad del mismo.

Mediante esta técnica, las matronas y obstetras son capaces de registrar el latido cardiaco fetal durante un tiempo prolongado y valorar así si existe bienestar. También sirven para escuchar el latido cardiaco fetal en un momento concreto para poder establecer que existe viabilidad fetal.

Antes comprar el aparato, tres consideraciones
Si el deseo de una madre es tener ese instrumento en casa debe de considerar algunas precauciones.

  • La primera y más importante es que no siempre es fácil encontrar este latido fetal. Las matronas normalmente establecen la situación del bebé en el vientre materno para orientarse sobre la localización del corazón. Por lo tanto, no encontrar el latido cardiaco fetal es relativamente frecuente y puede generar un estrés y preocupación no adecuada.
  • La segunda consideración es saber que no siempre es posible su detección, dado que en gestaciones de menos de 25 semanas el bebé es muy pequeño y detectar su corazón puede ser extremadamente complejo. En estos casos, los profesionales como la matrona u obstetra que se encuentran formados para ello podrán conseguirlo.
  • La tercera consideración es que debemos conocer que la frecuencia cardiaca fetal normal oscila entre 110 a 160 latidos por cada minuto. La frecuencia cardiaca materna, que es la de un adulto, es menor. Por ello, en algunas ocasiones el latido fetal será difícilmente localizable y lo que se oirá será el latido materno de las arterias que es más lento y que puede provocar de nuevo preocupación.

Por tanto, adquirir un instrumento de este tipo no es algo prohibido ni obligatorio. Es tan sólo una decisión que debe tomar cada pareja. Si utilizarlo va a tranquilizar o aportar satisfacción a una madre y a aumentar el vínculo con su futuro hijo, será un instrumento recomendado. En estos casos debes tener en cuenta que al ser un aparato no empleado por profesionales, puede crear confusión y estrés en otras parejas.

Si es tu compra o regalo deseado, disfrútalo, pero ante la más mínima duda, antes de asustarte, ¡consulta a tu profesional más cercano!

 
Natalben: El Embarazo y tus dudas

Blog del embarazo

Sobre el blog
 

El blog de Las dudas de mi espera, surge de las inquietudes y preocupaciones de todas aquellas gestantes que acuden a nuestras consultas. Son todas ellas y todas vosotras las creadoras de esta plataforma de información, desarrollada con el único fin de ayudar a las futuras mamas que quieren hacer de su espera un momento lleno de felicidad y tranquilidad.

 
Sobre las autoras

Las ginecólogas Miriam de la Puente y Diana Cuenca trabajan en el servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Clínico San Carlos (Madrid). Apasionadas de las nuevas tecnologías, apuestan por la información médica especializada en internet.

Ginecólogas del blog del embarazo
 
Twitter
Facebook