Los beneficios del calostro para el recién nacido

Por qué el calostro es tan importante para la salud de tu hijo

Los primeros días de lactancia materna, tu bebé toma una sustancia de color amarillo que en la cultura tradicional se le llama “oro”: el calostro. Es la leche que tu pecho produce tras el parto y el primer alimento del bebé. Sus beneficios sus inigualables. Te contamos cuál es la composición del calostro y por qué es tan importante que no le prives de él a tu hijo recién nacido.

 En los primeros días de vida de tu bebé, de tu pecho mana el calostro, el primer alimento de tu hijo, que tu cuerpo produce tras el parto. Su aspecto es diferente al de la leche que más adelante tomará tu pequeño.

dibujo de doctora

¿Cómo es el calostro?

“El calostro es más espeso, cremoso y amarillento que la leche madura. Este color amarillento se debe a que tiene más cantidad de caroteno. Tiene menos calorías por mililitro que la leche madura: el calostro aproximadamente 58 cal/100ml y leche madura 68-74 cal/100ml. También es más rico en proteínas, vitaminas liposolubles, minerales e inmunoglobulina A (IgA) que le confiere inmunidad. Por el contrario, el calostro es más pobre en hidratos de carbono, grasas y vitaminas hidrosolubles que la leche madura”.

Carla Turienzo, Unidad de Lactancia Materna de Dexeus Mujer y Matrona Consultora de Lactancia Certificada IBCLC (certificación internacional de Consultora en Lactancia Materna).

¿Cuál es la composición del calostro?


El calostro es un alimento único e inimitable precisamente por su composición. Algunos de sus componentes más importantes son:

  • Agua: es su principal componente, aproximadamente un 87%.
  • Proteínas totales: 2,3 g/100ml, tres veces más que la leche madura.
  • Lactosa: 5,3 g/100ml, frente a los 7,3 g/100ml de la leche madura.
  • IgA: 0,36 g/100ml, más del doble que la leche madura.
  • Lactoferrina: 0,33 g/100ml, estas proteínas protectoras del sistema inmune están muy elevadas
  • Vitamina A: 89 mcg/100ml: El bebé nace con pocas reservas de esta vitamina y el calostro suple este déficit
  • Magnesio: 4 mg/100ml, que ayuda al desarrollo del corazón y de los huesos del bebé
  • Sodio: 50 mg/100ml, tres veces más que la leche madura, por lo que tiene cierto sabor salado.

Biberón con calostro

  • Cinc: contiene unos 12 mg/ml,  cuatro veces más que leche madura, que contribuye al desarrollo del cerebro y del sistema inmunitario.

¿Cómo beneficia el calostro al recién nacido?


  • “El calostro es muy fácil de digerir por el recién nacido. Es el alimento que mejor va a digerir”, comenta Carla Turienzo.
  • Tiene un efecto laxante y le ayudará a expulsar el meconio.
  • El bebé, al hacer caca con frecuencia, tiene menos riesgo de ictericia, causada por la incapacidad del hígado del bebé la procesar la bilirrubina
  • “Le proporciona defensas inmunológicas gracias a la presencia de inmunoglobulinas, lactoferrina y lisozimas, principalmente”, explica la experta en lactancia materna. Hasta dos terceras partes de las células del calostro son glóbulos blancos que ayudan a neutralizar gérmenes, virus, bacterias y otros patógenos.
  • Contiene factores de crecimiento.
  • El anticuerpo IgA es fundamental para establecer la flora bacteriana en el endotelio intestinal, la mucosa que recubre el intestino. También se concentra en el sistema respiratorio. De esta forma se beneficia de inmunoglobulinas o anticuerpos que el sistema inmunitario de la madre “fabricó” como respuesta a las enfermedades a lo largo de su vida. 

¿Conoces los beneficios de la lactancia materna? 

Madre da el pecho a recién nacido

¿Cuánto dura el calostro?


✅ La duración del calostro es muy limitada, apenas unos pocos días. Como nos explica Carla Turienzo: “El recién nacido se alimenta de calostro desde su nacimiento hasta aproximadamente el segundo día de vida, aunque puede variar en función de algunos factores”.

✅ Entre el tercer y octavo día aparece la llamada leche de transición. “Con el paso de los días la leche se va adaptando a las nuevas necesidades del recién nacido, va disminuyendo la concentración de inmunoglobulinas, proteínas totales y vitaminas liposolubles, y por el contrario va aumentando la concentración de lactosa, grasa y vitaminas hidrosolubles”, nos cuenta explica Carla Turienzo.

✅ A partir de ese octavo día es cuando tu pecho empezará a “fabricar” la leche madura.

Un mito: el calostro es poca cantidad

Tu bebé en sus primeros días de vida mamará cantidades pequeñas de calostro. Eso no quiere decir que no esté bien alimentado.

La alta densidad de nutrientes que contiene sacia el pequeñísimo estómago del recién nacido. Sin embargo, existe el mito de que en esos primeros días el bebé necesita una ayudita de leche artificial para aumentar la ingesta del pequeño.

“Esta afirmación es falsa, es un mito y desgraciadamente a muchas familias les ha hecho abandonar la lactancia. Un recién nacido debe ir tomando cantidades muy pequeñas de calostro unas 8-12 veces al día. Estas cantidades tan pequeñitas están adaptadas al tamaño de su estómago. Normalmente demandan cada muy poco tiempo, y esto hará que poco a poco vaya llegando la leche de transición, que es la que necesitará pasados unos días. Cada leche está adaptada al momento de vida del bebé”.

Carla Turienzo, Unidad de Lactancia Materna de Dexeus Mujer y Matrona Consultora de Lactancia Certificada IBCLC (certificación internacional de Consultora en Lactancia Materna).​​​​​

Ilustración doctora

Claves para empezar la lactancia materna con éxito

Que tu bebé se alimente de tu pecho sin problemas depende en gran medida de un buen comienzo. Aquí tienes dos consejos:

  • Empezar en el parto: “Durante la primera hora de vida, siempre que sea posible, el bebé debería estar sobre el pecho materno e iniciar la primera toma”, explica Carla Turienzo.
  • Tomas frecuentes: en sus primeros días de vida, el bebé come poquito, entre dos y 20 ml por toma, pero muy a menudo. Para asegurarte que se está alimentando bien, debe realizar entre 8-12 tomas al día. La lactancia debe ser siempre a demanda.

La importancia de los expertos en lactancia materna

“Los profesionales tenemos que enseñar a la madre o padres a reconocer los signos precoces de hambre para que pongan al bebé al pecho siempre que lo demande. También es importante como profesionales poder observar una toma y asegurarnos que se realizan de manera adecuada, ya que muchos problemas de lactancia surgen por no detectar a tiempo problemas estos primeros días. Es importante que la madre sepa dónde puede dirigirse en caso de cualquier duda o problema durante todo su proceso de lactancia”.

Carla Turienzo, Unidad de Lactancia Materna de Dexeus Mujer y Matrona Consultora de Lactancia Certificada IBCLC (certificación internacional de Consultora en Lactancia Materna).

¿Qué es el precalostro o calostro gestacional?

Si en los últimos meses o semanas del embarazo notas tus camisas manchadas a la altura del pecho, no te alarmes. En algunas ocasiones el calostro “sale” antes del del nacimiento del bebé. “El calostro empieza a fabricarse en el pecho materno desde las 12-16 semanas de gestación”, nos comenta Carla Turienzo. Se le conoce como precalostro o calostro gestacional. “Que no tenga pérdidas no significa que no esté ahí, listo para alimentar al bebé”, añade. Incluso la experta nos explica que en determinadas ocasiones puede ser beneficioso extraerlo en el embarazo, “cuando se prevea que el recién nacido puede llegar a necesitar suplementación. Se prioriza la suplementación con esa leche extraída”.

Caridad Ruiz
Redactora experta en salud