Desarrollo del feto en la semana 35: Su sistema nervioso está completándose

El bebé está casi encajado

 

A  partir de la semana 35 de embarazo, tu organismo empieza a transferir al bebé a través de la placenta una inmunidad temporal frente a enfermedades infantiles como el sarampión o las paperas. Por ese motivo, las primeras vacunas contra esta enfermedad no se administran hasta que el pequeño cumple 15 meses.

Si además toma lactancia materna estará doblemente protegido, ya que tu leche le proporciona inmunoglobulinas (o defensas). Por eso los bebés que maman enferman menos de enfermedades gastrointestinales, de vías respiratorias altas como la otitis media, las de vías respiratorias bajas, como la neumonía o la bronquitis. 

Desarrollo del feto semana 35

Cómo es un bebé de 35 semanas


  • El bebé en estas últimas semanas de gestación se centra sobre todo en ganar peso, acumulando grasa corporal para poder regular mejor la temperatura cuando nazca.

  • Ahora traga grandes cantidades de líquido amniótico y, por lo tanto, orina también mucho, alrededor de 25-30 centímetros cúbicos por hora.

  • Su sistema nervioso en la semana 35 de embarazo está casi maduro y todos sus sentidos funcionan…, aunque en realidad el sistema nervioso no terminará de madurar hasta unos años después del nacimiento.

  • Si a la madre se le acerca una fuerte fuente luminosa a la tripa, las pupilas del feto se contraen como respuesta a la luz.

 

embarazada semana 35

Encajamiento del bebé


Es difícil que a partir de ahora el bebé cambie de postura, sobre todo si se trata de una madre primeriza; al pequeño le queda muy poco espacio para moverse, pero puede ocurrir que se el feto se dé la vuelta.  La mayoría de los bebés están colocados boca abajo; a partir de esta semana se produce lo que los médicos conocen como encajamiento. Es decir, la cabeza se sitúa en la parte inferior de la pelvis, en la zona más ancha del útero matero, el cuello del útero.  Es un cambio que la madre y todos cuanto la rodean pueden notarlo: la tripa está más baja y ella sentirá que respira con menos dificultad.

Qué nota la madre en la semana 35 de gestación


En esta semana es probable que te realicen una prueba llamada exudado o cultivo vaginal para detectar la presencia del Estreptococo Agalactiae en la madre. Para ello y con la ayuda de un largo bastoncillo de algodón, se toma una muestra vaginal. Si diera positivo, en el momento del parto se le administraría penicilina, en dos dosis, con un intervalo de tiempo de cuatro horas entre ellas para evitar que esa bacteria se la trasmita al bebé por el canal del parto y causarle una grave infección neonatal. Esta profilaxis también conviene realizarla aunque el parto sea por cesárea programada.

Un consejo para alimentarte mejor

Ahora tu dieta debe aportarte unas 2.750 calorías diarias. También deberías aumentar las cantidades de calcio. Durante el tercer trimestre, el bebé retiene unos 200-250 mg. de calcio al día, ya que es entonces cuando tiene lugar el máximo crecimiento y desarrollo óseo. Pero además de tomar alimentos ricos en este mineral -como los productos lácteos, el brócoli o la coliflor-, debes facilitar su absorción con vitamina D, presente en la yema de huevo.

 

Un consejo para aliviar molestias

Tu bebé ocupa una gran parte de tu organismo. Tu sistema digestivo se encuentra bastante comprimido. Por eso ahora más que nunca necesitas realizar entre cinco y seis comidas pequeñas al día en lugar de tres abundantes. De esta forma notas un alivio de las molestias estomacales, los ardores y el reflujo gástrico.

 

Ángela del Tío