Consejos para una buena lactancia
 

Consejos para una buena lactancia

Descarga aquí nuestros consejos
 

 

Lactancia: “¿Puedo dar el pecho durante el embarazo?”

Resuelve tus dudas sobre cómo amamantar a dos bebés

¿Es seguro seguir dando el pecho durante el embarazo? ¿Podrá mi organismo con todas las exigencias metabólicas? ¿Seré capaz de alimentar a dos niños…? Muchas preguntas sobre la lactancia durante la gestación y en el posparto, la llamada lactancia en tándem, que seguramente te has hecho alguna vez. Te damos respuesta a continuación, punto por punto.
¿Puedo dar el pecho durante el embarazo?

Beneficios de la lactancia materna

Para el recién nacido, las ventajas de la leche materna son innumerables. Cada día son más las mujeres embarazadas que mantienen la lactancia materna, ya sea exclusiva o complementada con biberón. Pero a medida que aumenta el número de gestantes que amamantan a su hijo mayor, aumentan sus dudas sobre la seguridad de esta práctica. Y muchas madres se sienten cohibidas al exponer sus dudas a lo médico. Incluso algunos profesionales pueden desconocer si existen o no contraindicaciones para realizar la lactancia en tándem.

Desde antiguo, lactancia en tándem

La lactancia en tándem es aquella en la cual se mantiene la lactancia del hijo mayor durante el proceso de gestación de un nuevo hijo. De igual modo, cuando el hijo pequeño nace, se mantiene la lactancia materna de ambos niños. Este tipo de lactancia, ha sido empleada desde la antigüedad y puede prolongarse en futuros embarazos.

Lo primero, hay que considerar que desde antiguo la lactancia materna, sobre todo la que se realiza de forma exclusiva, se ha empleado como anticonceptivo natural. Por ello, es razonable pensar que la consecución de un embarazo en una mujer que está con lactancia materna sea algo más complicada.

¿Lactancia materna como método anticonceptivo?

En el caso de que se desee emplear la lactancia materna como anticonceptivo, para ser lo más efectiva posible deben de cumplirse varios requisitos como son:
  • Lactancia materna exclusiva
  • Dar el pecho a demanda, como mínimo cada 3 horas
  • Lactancia continuada, sin parones nocturnos ni diurnos. De este modo se mantiene la anovulación, es decir, no se ovula.
Aun así, la efectividad de la lactancia materna como método anticonceptivo no alcanza el cien por ciento. Por ello, mujeres que comienzan de nuevo con menstruaciones, o que no cumplan estos tres criterios, pueden quedar embarazadas como una mujer no lactante. Es muy importante que sepan que precisarán del empleo de otro método anticonceptivo si no desean una nueva gestación.

Lactancia: necesidades nutricionales mayores

Durante el periodo de lactancia, la mujer presenta unas necesidades nutricionales aumentadas debidos a los incrementos del consumo metabólico. Se aumentan las necesidades calóricas basales, pero principalmente aumentan las necesidades de vitaminas y micronutrientes como son el ácido fólico, calcio, vitamina D... A estas necesidades, en el caso de una gestación, deberemos añadirle, las necesidades del nuevo embarazo en sí. En estos casos sería necesaria una suplementación mayor de la embarazada con el empleo de complejos multivitamínicos.

A pesar de que una mujer considere que lleva una alimentación adecuada y equilibrada, las necesidades de una gestación, o de la lactancia no se ven cumplimentadas del todo, Los suplementos multivitamínicos diarios sirven para asegurar el aporte de nutrientes.

Una vez que una mujer embarazada ha establecido una lactancia materna debe de estar correctamente informada las posibles consecuencias de este proceso en la evolución de su futuro hijo, tanto beneficios como posibles inconvenientes.

Lactancia: necesidades nutricionales mayores
Diana Cuenca Obstetra del hospital de Torrejón de Ardoz (Madrid)