Cómo reforzar tus defensas en tiempos de coronavirus

14
0
COVID-19: cómo reforzar el sistema inmune de la gestante

Es indiscutible que a todos nos está afectando intensamente esta situación que nos ha tocado vivir durante estos últimos meses a causa del coronavirus. El confinamiento domiciliario, el flujo constante de noticias en todos los medios de comunicación (y ninguna buena), el miedo al contagio…  Y las mujeres gestantes, que ya están viviendo una etapa de grandes cambios físicos, psíquicos y sociales, se ven afectadas aún más intensamente, ante la incertidumbre de su situación.

Poco a poco, y a fuerza de observar caso a caso, vamos averiguando un poco más acerca de este nuevo virus que nos amenaza, y podemos resolver cada vez más dudas y proporcionar una atención más adecuada. Por el momento, parece que la mujer gestante presenta un riesgo similar de contraer la infección que el resto de las mujeres de su edad.

COVID-19: consulta estrella en Obstetricia

En las consultas de embarazo surgen muchas preguntas acerca de posibles tratamientos, o actuaciones para evitar el contagio del COVID-19, pero lo cierto es que las recomendaciones no difieren de las del resto de la población Son las que ya todos conocemos: lavarse las manos con mucha frecuencia, mantener la distancia interpersonal de seguridad, evitar el transporte público, cumplir las medidas de confinamiento, utilizar mascarilla, etc... De momento, no existe vacuna contra este virus, ni ningún tratamiento ni remedio eficaz para evitar el contagio. Aunque la mejor defensa contra él es una salud de hierro y un sistema inmune que funcione a la perfección, y sobre estos dos supuestos si podemos intervenir.

Cómo aumentar las defensas de las embarazadas

En aras de cuidar y reforzar el sistema inmunológico de la futura mamá, debemos basarnos en tres pilares fundamentales, los cuales son una adecuada alimentación, en la que incluiremos alimentos especialmente recomendados para fortalecer el sistema inmune, un hábito de vida saludable y huir del estrés. Todo ello ayudará a que el organismo de la gestante pueda defenderse adecuadamente de las agresiones externas a las que está sometida. Un organismo sano y saludable funciona mejor.

Dieta para mejorar tu sistema inmune

Hay múltiples alimentos que pueden ayudar a la embarazada a reforzar su sistema inmunitario, aunque no debemos olvidar, que deben estar englobados en el contexto de una dieta sana, natural y equilibrada. Y muy importante: evita los alimentos procesados, las grasas saturadas e hidrogenadas y el azúcar refinado. 

Alimentos ricos en vitamina C: el ácido ascórbico es una vitamina que siempre asociamos a unas defensas fuertes. Toma cítricos (como limón, naranja o mandarina), además de kiwi, espinacas, pimientos…

Alimentos ricos en vitaminas del grupo B: frutos secos, verduras de hoja verde, los cereales integrales, legumbres…

Alimentos ricos en vitamina A: leche, huevo y hortalizas con betacarotenos (como la zanahoria, tomate…)

Alimentos ricos en vitamina E: potente antioxidante que se encuentra en aceites vegetales, cereales integrales, yema de huevo…

Alimentos ricos en zinc: huevos, carnes magras, legumbres, cereales integrales… y ricos en cobre como cereales, legumbres, patata o manzana.

Alimentos proteicos: son necesarios para la producción y renovación celular y para la formación de anticuerpos. Los encontramos en la leche, pescado, carnes magras, legumbres o huevo.

Grasas saludables:  ya sean monoinsaturadas o poliinsaturadas, como las presentes en el pescado azul, los frutos secos, aceite de oliva, aceites de semillas, aguacate o en el germen de trigo. 

Alimentos que ayudan a tu salud digestiva

Y otros alimentos especialmente recomendados para ayudar a defendernos frente a microorganismos potencialmente patógenos, como el yogur (que contiene probióticos que mejoran la salud digestiva y flora intestinal), la miel (que contiene sustancias antibacterianas) el ajo (también antibacteriano) y la cebolla, (con propiedades mucolíticas). Y, por supuesto, nuestro gran aliado de siempre: el aceite de oliva, con innumerables propiedades beneficiosas para la salud.

Si tienes carencias alimentarias, y no consumes estos grupos de alimentos, quizá sea conveniente asociar un complemento multivitamínico específico para el embarazo a tu dieta. Consulta con tu médico o con tu matrona.

Evita el estrés

Asegura un adecuado descanso nocturno y mejora tu salud psicológica. Ya conoces el dicho: “Mens sana in corpore sano”. Puede no resultar fácil durante el confinamiento, pero te ayudará el mantener ciertos horarios, realizar tareas que te sean gratificantes, hablar con familiares y amigos (aunque deba ser por teléfono), leer lecturas agradables, realizar ejercicio físico y aprovechar las horas de luz.

Toma nota de los hábitos sanos

Además de la dieta y el descanso, es necesario para ayudar a trabajar a nuestro sistema inmune mantener esos hábitos saludables que ya conoces perfectamente:

  • Realizar ejercicio físico adecuado, todos los días.
  • Mantener una adecuada hidratación.
  • Nada de tabaco ni de alcohol.

Puede parecer duro, pero todos estos consejos te ayudaran a mantener una adecuada salud tanto física como psicológica, y un organismo sano, fuerte y competente frente a las amenazas que nos rodean. ¡Ánimo y salud!

Dra. Elisa García
Especialista en Ginecología y Obstetricia del Hospital Clínico San Carlos (Madrid)
Déjanos tu comentario

HTML Restringido

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.