Cómo seguir con tu lactancia materna de viaje y en vacaciones

9
0
Dar el pecho al bebé en verano, de viaje
11 Jun 2019

Planificar un viaje en vacaciones cuando se está dando lactancia materna, puede reportar ciertas dudas a los padres, e incluso hacerles dudar de su conveniencia, pero no tiene por qué representar ningún inconveniente, sino todo lo contrario, como veremos a continuación.

Lactancia materna en los viajes, todo ventajas

No vamos a hablar hoy de las ventajas que proporciona la lactancia materna, porque es algo ya de sobra conocido, y también que es importante mantenerla el mayor tiempo posible, en función de nuestras posibilidades. También puede ofrecernos ventajas importantes a la hora de realizar un viaje:

  • La leche materna, siempre está a punto, disponible.
  • Y a la temperatura justa para el niño.
  • Podemos olvidar de biberones, leches maternizadas, aguas, calentadores y preparaciones varias.
  • Además, proporciona calma, consuelo y mucho confort al bebé.

Lo primero que deberíamos plantearnos es el lugar donde vamos a viajar. Es conveniente realizar en estos periodos viajes más tranquilos, sin muchas actividades ni visitas organizadas, con horarios establecidos, y decantarnos por viajes que nos permitan más flexibilidad y momentos de tranquilidad y descanso. La madre que está dando lactancia materna a demanda, como también hemos explicado en ocasiones anteriores, debe huir del estrés.

Lactancia en el avión, infórmate

  • Si nuestro deseo fuese ir al extranjero, deberíamos tener en cuenta e  informarnos acerca de la política de lactancia de la compañía aérea en la que vayamos a viajar, y posibles restricciones por la edad del recién nacido.
  • Además de otras consideraciones al viajar con bebés: pueden proporcionarte una cuna en el avión, según su disponibilidad.
  • En casi todas las compañías se facilita la lactancia materna, y dejan viajar a bebés a partir de las dos a cuatro semanas de vida.
  • Es conveniente dar lactancia al niño durante el despegue y el aterrizaje, para disminuir la presión en su oído medio.

También sería recomendable informarnos de la cultura de lactancia del país al que vamos y a las normas legales, ya que en todo el mundo no se protege la lactancia materna de la misma forma, y podríamos encontrarnos con algún inconveniente.

Más hidratación para la lactancia en verano

Por último, os recordamos unas pautas generales en cuanto a la alimentación en la lactancia. La dieta debe ser sana, variada y equilibrada, y mantener una correcta hidratación de la madre, que en periodo estival, y más aún dando lactancia materna, cobra especial importancia. También tened bien presente que no debemos consumir nada de alcohol.

Espero que estos consejos os hayan servido de ayuda, y mantengáis la lactancia materna durante las vacaciones, ya que, como veis no tiene por que representar ningún problema. ¡Feliz verano!

Dra. Elisa García
Especialista en Ginecología y Obstetricia del Hospital Clínico San Carlos (Madrid)

Déjanos tu comentario

HTML Restringido

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.