Embarazo semana 13

Los intestinos del bebé ya se sitúan dentro de la cavidad intestinal

En la semana 13 de embarazo finaliza el primer trimestre de la gestación. El bebé experimenta un rápido crecimiento, ahora que sus órganos principales están acabando su desarrollo. También la mujer embarazada sufre cambios físicos evidentes, como la pérdida de la cintura o la progresiva ganancia de peso.

Semana 13 de embarazo: cambios en el bebé


Tu hijo ya pesa entre 13 y 20 gramos y mide entre 6,5 y 8 centímetros en la semana 13 de embarazo. Su crecimiento a partir de ahora y hasta la semana 25 de embarazo va a ser muy rápido. Ya ha finalizado la formación de los distintos órganos, y desde esta semana va a crecer y aumentar el tamaño de sus órganos gracias a una gran proliferación celular, que es lo que caracteriza a esta etapa. En definitiva, va a haber un mayor crecimiento en longitud que en peso.
  • La cabeza del bebé sigue estando desproporcionada con respecto al resto, ya que mide aproximadamente la mitad de la longitud del cuerpo.
  • Los rasgos faciales se van modelando cada vez más. Los ojos, que al principio están muy separados entre sí, se van juntando hacia el centro de la cara. Las orejas ya no se sitúan tan bajas, sino que su implantación está un poco por debajo de la altura de los ojos.
  • Los genitales externos tienen una morfología distinguible incluso fuera del útero.
  • Las asas intestinales ya no están dentro del cordón umbilical como al principio de la gestación donde formaban una hernia, sino que se sitúan dentro de la cavidad abdominal. Si así no ocurriese, se formaría el llamado onfalocele. Habría que operarlo tras el nacimiento o aconsejar a los padres la realización de una técnica invasiva como la biopsia corial o la amniocentesis. La razón es que un porcentaje de los fetos con onfalocele se asocian a anomalías genéticas.


Ecografia feto de 13 semanas de embarazo Feto de 13 semanas de embarazo en un corte sagital: la cabeza del bebé aparece a la derecha, la columna vertebral abajo, y abdomen hacia arriba. La placenta, situada en cara anterior, está situada en la parte superior de la imagen.

Semana 13 de embarazo: cambios en la madre


 
Semana 13 de embarazo: cambios en la madre
La embarazada está empezando a ganar peso y a perder la cintura. Tu ropa habitual ya te queda ajustada: ya se te nota la tripa. Tus pechos están más grandes de lo habitual, aunque su crecimiento ya no es tan llamativo como al inicio de la gestación. Si antes del embarazo el pecho pesa unos 200 gramos, al final de la gestación suelen alcanzar entre 400 a 800 gramos cada uno, dependiendo de cada mujer.

La areola (el área circular marrón que rodea el pezón) cada vez es más oscura y grande. Puede ser normal la secreción de leche amarillenta, llamada calostro, desde épocas tempranas del embarazo. También es normal que aparezcan venas debajo de la piel de la mama, así como estrías que pueden llegar a ser de color rojizo.
A partir de esta semana empiezas a encontrarte con menor sensación de naúseas y cansancio. La sensación de mal cuerpo va disminuyendo. La aversión a algunas comidas que antes te gustaban, así como algunos olores concretos, continúa. El reflujo y el ardor de estómago aparecen a partir de este momento en muchas pacientes

Semana 13 de embarazo: pruebas diagnósticas


Ecografía de la semana 13


Se diferencian perfectamente la cabeza, los brazos, las piernas y el torso en la ecografía de la semana 13. Se aprecian las órbitas de los ojos y la boca abriéndose y cerrándose. Puede visualizarse al bebé chupándose el dedo. Es normal verle dando patadas y moviendo los brazos.

En esta semana de gestación todavía se puede realizar la medición de la translucencia nucal como parte del test de cribado combinado. Algunos ginecólogos realizan solo la medición del pliegue o translucencia nucal como cribado de aneuploidías, en lugar del cribado combinado que utiliza datos ecográficos y analítico. El cribado ecográfico utilizando solo la medida de la translucencia nucal se suele realizar cunado la paciente acude al ginecólogo más allá de la semana 11, y ya es tarde para la realización del test de cribado combinado. La razón es que las determinaciones analíticas deben realizarse entre las semanas 9 y 11 de embarazo.
Feto de 13 semanas de embarazoFeto de 13 semanas de embarazo: El bebé aparece chupándose el dedo en el examen ecográfico. El reflejo de chupeteo aparece en semanas muy precoces de la gestación

Vacuna contra la gripe

A partir de este momento, puedes vacunarte contra el virus de la gripe si es el periodo de vacunación (octubre y noviembre). Antes de la semana 13 de embarazo, no se aconseja ponerse la vacuna de la gripe a la embarazada, ya que como ya se ha explicado es el periodo de máxima formación de los órganos. La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) aconseja la administración de esta vacuna a las embarazadas especialmente en el segundo y tercer trimestre de gestación.
Dra. María de la Calle Fernández-MirandaResponsable de la Consulta de Embarazos Múltiples
Unidad de Tocología de Alto Riesgo del Servicio de Obstetricia del Hospital La Paz (Madrid)