Consejos para tener éxito en tu lactancia materna

1
0
Consejos para buena lactancia materna
29 Nov 2018

Está sobradamente demostrado que la leche materna es el mejor alimento para el recién nacido, y que proporciona múltiples beneficios en todos los ámbitos, pero aún siendo algo natural y fisiológico, no suele resultar fácil. El puerperio es una época de grandes cambios para la pareja, sobre todo durante los primeros días,  y es muy útil conocerlos y estar preparado para poder afrontarlos convenientemente. 

Es importante conocer la información básica acerca de la lactancia antes del parto, para así tener determinados conceptos claros, y poder enfrentarse a ese momento con la máxima seguridad y confianza posibles, aunque en el hospital o maternidad, y posteriormente en el centro de salud, contemos con profesionales adecuadamente preparados para resolver las  dudas y solucionar los problemas que surjan de forma eficaz y precoz.

Para lograr una lactancia materna exitosa, es importante un buen comienzo, y un gran apoyo, tanto de la familia, como de los profesionales del ámbito de la salud que la atiendan, y también de la sociedad.

Lo que debes hacer siempre en tu lactancia 

Aquí os dejo unos consejos básicos para comenzar la andadura de una lactancia materna exitosa:

  • Inicia la lactancia materna lo más precozmente posible tras el parto, comenzando con el contacto piel con piel, siempre que la ocasión lo permita. El recién nacido debe explorar el pecho materno, y el instinto hará que él solo se enganche al pecho y comience a mamar.
  • La lactancia debe ser a demanda, sin restricciones. Es vital para el establecimiento correcto de la lactancia, y debes saber que es muy duro durante los primeros días. El recién nacido tiene un estómago muy pequeño, y precisa comer muy poca cantidad, pero con mucha frecuencia. Aprenderás rápidamente a reconocer los signos de hambre.
  • Confía en los profesionales que te valoran a ti y a tu bebé. Los primeros días se crea mucha ansiedad materna al no saber exactamente la cantidad de leche que extrae el bebé, dudando acerca de si será o no suficiente, pero es posible valorarlo mediante el peso y signos indirectos, como la orina, deposiciones, estado de hidratación…
  • Consulta ante cualquier duda o problema que te pueda surgir. Los profesionales que te rodean en este periodo, tanto en la maternidad como en el centro de salud, están preparados para apoyarte, aconsejarte y guiarte en su resolución.
  • Cuidar la alimentación. No debe faltar una dieta sana y equilibrada, incluyendo en ella  frutas y verduras. Evita los azucares refinados. En ocasiones es recomendable un suplemento vitamínico para la lactancia, que te recomendarán si lo precisas.
  • Hidratación adecuada, asunto esencial. Es importantísimo hidratarse adecuadamente en periodo de lactancia, ya que la leche materna tiene una importante cantidad de agua en su composición. Se recomiendan al menos dos litros de agua al día.
  • Revisar las mamas tras las tomas. Una vez que el bebe finalice la toma, debes comprobar que ha vaciado el pecho adecuadamente, y si no es así y hay signos de mal vaciamiento, es adecuado dar un suave masaje y realizar una extracción manual de la leche retenida. También es adecuado revisar pezón y areola, descartando la aparición de grietas u otras alteraciones.
  • Descansa suficientemente. Sabemos que es difícil en estos primeros días, en los que tu bebé demanda mucha atención, y las noches son muy duras. Por este motivo, debes aprovechar cualquier momento que te permita el bebe para descansar, apoyándote en la medida de lo posible en tu entorno familiar. Déjate ayudar. 
  • Lleva una vida sana, realizando ejercicio físico moderado, que ayudara a tu bienestar físico y mental, y evita el alcohol, el tabaco y las bebidas con cafeína.
  • Busca tu bienestar: Para dar de mamar a tu bebé, elige siempre lugares en los que te encuentres cómoda, relajada y tranquila. Esto facilita el amamantamiento, ya que el bienestar materno estimula el reflejo de eyección de la leche.

Y finalmente, el consejo de que disfrutes de la lactancia materna. Es una maravillosa etapa, un momento único para estrechar lazos con tu bebé, y aportarle todo lo que necesita: la nutrición e hidratación más adecuadas, además de bienestar, calor,  consuelo y mucho amor. Aprovecha cada momento, ya que son irrepetibles.

Dra. Elisa García
Ginecóloga y Obstetra del Hospital Clínico San Carlos (Madrid)

Déjanos tu comentario

HTML Restringido

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.